Un corto muestra un futuro distópico en el que Cíes es el último paraíso natural

En un futuro distópico, marcado por la contaminación del planeta, las Cíes constituyen un "bastión de resistencia al cambio climático". Este es el punto de partida de "Onde dormen as gaivotas", un corto dirigido por el graduado en Comunicación Audiovisual Daniel Cornes que un grupo de titulados y estudiantes de Facultade de Ciencias Sociais e da Comunicación grabó en las islas tras ser seleccionados para participar en el Desafío Audiovisual Illas Cíes. Promovida por el Concello de Vigo en el marco de la candidatura Illas Cíes Patrimonio da Humanidade, la iniciativa, que tuvo como comisarios artísticos a los profesores de la facultad Jorge Lens y Paulino Pérez, llevó al desarrollo de seis cortos y seis proyectos fotográficos celebrados en una residencia artísticas en Cíes, reunidos ahora en el formato de una exposición que se puede visitar en Casa das Artes.

"Recibimos el premio con sorpresa, había piezas muy buenas, por lo que el hecho de que nos escogiesen hace que cobre aún más importancia de la que ya tenía", destaca Cornes, tras recibir, en la inauguración de la muestra el pasado viernes, el galardón que el jurado otorgó al corto que grabó en Cíes junto con la también egresada Ariadna Cordal, ayudante de dirección, directora de arte y responsable de la edición, y los estudiantes Nerea Darriba, productora, y Adán Cordeiro, director de fotografía.

Un reto y una oportunidad

"Ya estuviera en Cíes y ya tenía pensadas las localizaciones a la hora de escribir el guión", apunta Cornes, que reconoce que el hecho de tener que trabajar en una isla les llevó a ser muy meticulosos" en la planificación previa del rodaje que, al igual que el resto de los equipos, llevaron a cabo entre el 26 y el 30 de septiembre. Ambientada en ese futuro distópico "que esperamos no tenga que ocurrir", reconoce, el corto narra la llegada de una bióloga, interpretada por Lidia Veiga, a las Cíes y sus intentos de enviar información y posteriores discusiones con el personaje interpretado por Yago Durán. "Pienso que el entendimiento entre la estética visual y sonora es lo más destacado", apunta Cornes, que explica que buscaron para esta obra "un ritmo pausado y reflexivo para poder mantener la tensión y la incerteza".

"Todo tuvo que hacerse a un ritmo frenético desde el principio", añade Nerea Darriba, que reconoce que una vez supieron que su proyecto fuera uno de los seleccionados desarrollaron un intenso trabajo de preproducción caracterizado por la "dificultad añadida de preparar equipaje para estar casi aislados". No obstante, esta alumna reconoce que este tipo de iniciativas constituyen también "oportunidades únicas para ponernos a prueba y desenvolver otras habilidades como la improvisación y el trabajo en equipo". En ese sentido, Cordeiro reconoce que "rodar en exteriores siempre es difícil", ya que "los elementos naturales no son controlables", pero al mismo tiempo incide en que las oportunidades "de filmar en un lugar como las Cíes", hizo también que "todos estos problemas pasasen a un segundo plano", ya que, señala, "en lo único que uno piensa es en intentar captar lo mejor que se pueda la belleza de un paraje natural como éste".

Doce obras nacidas en Cíes

Hasta el 8 de marzo podrán verse, en Casa das Artes, los seis proyectos fotográficos y los seis cortos nacidos en esta residencia artística, seleccionadas de entre candidaturas llegadas de diferentes puntos de España. "Se trataba de una convocatoria abierta a todo el mundo y es un orgullo que un equipo de alumnos y exalumnos ganase el premio con una propuesta muy potente", destaca Paulino Pérez de una iniciativa "en la que la temática era totalmente libre" y en la que buscaban que surgiesen proyectos "fuera de lo convencional, con un componente más artístico".

¿NO TIENES EL SERVICIO DE ALERTAS DE WHATSAPP?
Saber todo lo que ocurre en Vigo y su área metropolitana es ahora más sencillo, rápido y directo.

Darme de alta <> Quiero saber más

Entre los seleccionados en la categoría de cortometrajes figura el estudiante de Comunicación Audiovisual Roi Grandío, director de "O último desexo", y la alumnado de doctorado de la Facultade de Belas Artes Laura García Calleja, directora de "Archipiélago". Junto a sus creaciones, en la exposición se proyectan también las piezas de Carlotta Napolitano, Ekaterina Linke y Juan Lorenzo Loureiro, mientras que en la categoría de proyectos fotográficos, uno de los seleccionados fue el también alumno del doctorado de Belas Artes Javier Fernández Pérez de Lis, que presenta en la muestra su serie "Arquipélago", resultado de "perseguir retazos de la historia de las islas y de sus pobladores", junto con las series realizadas por Ángel Torres, Carolina Conti, Christian Domínguez, Esther Naval y Samuel Ortiz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*