Convocan a los vigueses a celebrar la Reconquista "de balcón" a golpe de choripán

Continúan las iniciativas que buscan dar algo de luz y color a la difícil situación por la que todos estamos pasando. Ante la que es ya posiblemente la crisis sanitaria más dura de los últimos cien años en Europa, los ciudadanos buscan aportar pequeñas medidas que, al menos, sirvan para alegrar unos minutos y recordarnos la belleza de vivir. De celebrar la vida. En Vigo, esta semana estaríamos ya inmersos en la celebración de la Reconquista, la fiesta grande por excelencia de la ciudad. Sin embargo, el confinamiento obliga a atrincherarnos, pero en nuestras casas.

Con todo, una iniciativa ciudadana se está haciendo fuerte en los últimos días para llevar la Reconquista a los balcones de la ciudad. No, no podemos salir a celebrar todos juntos, pero sí pasar un sábado diferente en el que, desde la lejanía de cada ventana, nos animemos mutuamente. En Travesía de Vigo, una de las comunidades más animadas, en torno al número 200, lleva días animando el cotarro todas las tardes de la mano de Tino DJ. Este sábado, explica una de las vecinas, “no olvidaremos la Reconquista y tenemos preparado ya el choripán”. El objetivo es, sobre todo “pasar estos días lo mejor posible”, siempre siendo sensible con aquellos que tienen otras obligaciones. Por ello, siempre se realizan estos actos durante la tarde.

Así, el nuevo programa no oficial de la Reconquista incluirá este sábado un vermú de balcón sobre las 13:00 horas y, posteriormente, tras la cita de agradecimiento a los sanitarios de las 20:00 horas llegará el momento de vestir ropa de época, tomarse el choripán y sacar las gaitas, panderetas y tambores a las ventanas. Será el momento de recuperar el ánimo. Porque está Reconquista se celebrará desde el balcón para poder volver a celebrarla en la calle en el futuro.

Recuperando la alegría de la Navidad

Otra de las iniciativas que se ha popularizado es la de, a cierta hora, iluminar nuestros balcones con las luces de Navidad. Llenar de luz uno de los momentos más oscuros de nuestra historia reciente. Este concepto lo han llevado a otro nivel en la calle Padre Seixas, en A Bouza, donde este jueves se lanzaron a una macrofiesta de luces led que congregó a buena parte de un enorme bloque de pisos. Todo por recordarnos que sí, estamos juntos en esto, y aunque no nos veamos y no nos toquemos, lo pasaremos juntos.

Un comentario

  1. Hay gente muriendo en los hospitales o gravemente enferma. Los familiares no pueden velar a sus muertos. Es muy desagradable leer esto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*